InicioPioneros del RockLos HooligansLOS HOOLIGANS (Bajo la Lupa)

Comentarios

LOS HOOLIGANS (Bajo la Lupa) — 2 comentarios

  1. Que grata e inolvidable remembranza me han traido estas canciones que a decir verdad, dejan una muestra màs de la negligencia de las compañìas discogràficas, al omitir dentro de los acetatos de Larga Duraciòn LP estos èxitos. Gracias a usted amigo Gersio y a su profesional trabajo nos lleva nuevamente a viajar en el tiempo. Esto me hace recordar que los días viernes por la tarde en esa tienda ubicada en la Av. San Juan de Letràn, se hacian presentaciones de los artistas del momento, a fin de promover sus discos. Recuerdo haber ido a la biblioteca Nacional a investigar y realizar un trabajo de Literatura Universal; al terminar nos dirigimos a tomar el camiòn de la lìnea Niño Perdido, con rumbo a Municipio Libre, Escuadròn 201 y anexas para ir a la escuela. Al estar esperando el camiòn me percatè que habìa una muchedumbre que entraba y salia de “Mercado de Discos”; mi compañero Bartolomè Villa me dijo: ¡Toño vamos a ver que artistas actùan hoy, y nos vamos de regreso…¿vamos?; sin mediar objeciòn alguna le contestè….¡Pues vamos! Cual serìa nuestra sorpresa, que hasta la fecha no he podido olvidarla; sì, precisamente esta foto del grupo en comento, fue tomada en la tienda: Ricardo Roel, Humberto Cisneros, Luis Felipe Cisneros, Alejandro Velàzquez y Juan Ortega, quienes substituìrian a Javier de la Cueva y Enrique Ampudia respectivamente del grupo original. En esta ocasiòn promovian su segundo L.P. En lo personal regresè con el ànimo al cien por ciento, se nos olvidò comer y alcanzamos a llegar a tiempo para ingresar a clases en la secundaria. Fue tan gratificante ver a nuestros ìdolos; haber recibido una fotografìa autografiada, nos cambiò la tarde noche. No lo podìamos creer que habìamos saludado a los integrantes de este sensacional grupo. En el receso de las ocho de la noche (quince minutos), comentamos a los amigos y amigas este hecho. La fotografìa se quedò en manos de mi excompañero y èl caballerosamente la obsequiò a una de las chicas. En fin que no harìamos por ellas ¿verda?. Asì me tocó vivirlo.

  2. Recordando aún sobre este grupo, tuve la dicha de tener entre mis manos precisamente el segundo LP al cual me referì en mi comentario anterior, y no quise dejar pasar por desapercibido este momento. Conocì al entonces joven Carlos Sotomayor, hijo y sobrino de los cineastas los hermanos Miguel y Carlos Sotomayor Martìnez; quien me hizo el favor de prestarme el disco de referencia, el cual le fue regalado por su tìa la Srita. Esperanza. En una semana lo escuchè creo que tres veces, devolvièndoselo justamente en ese tiempo. Increíble que hubieran transcurrido tres años para haberlo escuchado despuès de que nos tocò ver la promociòn en aquella tienda de discos. Ambos concursamos para ingresar al Colegio del Aire en Zapopan, Jal. Un grato recuerdo para èl y su familia, que se portaron increiblemente gentiles y muy amables con todos los jòvenes que nos reunimos en su casa, para que nos dieran una cena de despedida antes de ir a la base aerea nùmero cinco. Mi gratitud y respeto para èl y su familia. Asì me tocó vivirlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *