Comentarios

GENE VINCENT — 1 comentario

  1. Que grata sorpresa al ver a este inolvidable de la gran época del Rock and Roll Estadounidense. Los grandes pioneros del ritmo de los cuatro tiempos que nos indujo a identificarnos con la música de jóvenes para los jóvenes. Sí, para ese año estaba en segundo año de primaria, y solo las personas mayores, es decir las tías hermanas de mi mamá, se daban el lujo de oír Radio Mil, que para ese entonces tocaba únicamente música en Inglés y por ilógicas razones los niños no podíamos oír este genero musical. Como lo he dicho y sostenido siempre, al sur del Río Bravo y hasta el fin del Continente Americano, siempre me gustó más el Rock and Roll en Español, aunque en muchas opiniones lo prefieran en el idioma de su origen. Así que ésto me invita a recordar que nuestros ídolos del Rock, entre otros, Los Crazy Boys se encargaron de interpretar la canción Be Bop A Lula, con la inconfundible voz de Luis Vivanco Hernández, mejor conocido como Luis Vivi Hernández.

    Tuvimos la fortuna de conocerlo personalmente, cuando visitara el plantel de la Escuela Secundaria Nocturna número 13, allá en el año de 1963; haciendo un alboroto entre las muchachitas adolescentes que estudiaban este nivel educativo. Entre los jóvenes varones nos complació verlo y algunos saludarlo de lejos, otros más nos tomamos la molestia de bajar del primer nivel del edificio e ir a saludarlo de mano. Fue todo un acontecimiento estar a lado de uno de nuestros ídolos del Rock. De gran calidad humana, sencillez y gran camaradería; vestido de mezclilla azul, chamarra y pantalón vaquero; sin dejar de mover su cabeza para hacer notar su copete al estilo del Rey Elvis Presley. Desde que entró al plantel por la puerta principal, se dirigió a pedir permiso a la Dirección y permanecer un rato en la sala de espera; empezó a causar expectación entre los estudiantes. Finalmente después de darle luz verde para que visitara todo el plantel; aula por aula, salón por salón, dando la mano a todo aquel que lo apreciaba, algunos recibiendo la palmada en el hombro, bailando incluso con alguna joven que emocionada aceptaba dar unas cuantas evoluciones en los pasillos. Inolvidable la ocasión para todos aquellos que tuvimos la fortuna de estrechar la mano y conversar con él, de sus éxitos y nuevas grabaciones. Nos hizo ver de forma diferente aquella tarde, nos alegró la vida y nos hizo menos pesada la jornada que se iba hasta las diez de la noche.

    Donde quiera que te encuentres mi estimado “Vivi Hernández” Con el cariño, admiración y respeto por tu grata presencia, gracias muchas gracias. Así me tocó vivirlo.

    Gersio dijo:
    Mi estimado Lic. Síntora, me acaba de dejar atónito, seguramente, hasta los elefantes envidian su prestigiada memoria, sólo le faltó contarnos a cuantos de sus compañeros estrechó la mano el buen “Vivi”, con razón le gusta más el Rock en nuestro idioma, dudo mucho que sus recuerdos de él pudieran ser más bellos y reconfortantes . . . Gracias nuevamente por hacernos partícipes de tan hermosas vivencias y recuerde lo que en persona he tenido la oportunidad de decirle, sin usted, Tal como lo vivimoS no sería lo mismo, nosotros ponemos los datos que se requieren en cada artículo . . . Usted aporta el sentimiento y eso no tenemos con que pagarlo.
    Dios lo colme de bendiciones para que pronto se restablezca de los difíciles momentos que ahora enfrenta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *